Este próximo 31 de diciembre se disputará la 50 edición de la Carrera del Pavo en Alcañiz. La cita deportiva en la que se reúnen practicando atletismo por las calles más céntricas de la capital bajoaragonesa atletas de todas las edades, es sin lugar a dudas, todo un ejemplo del buen hacer que desde los años 60 han llevado a cabo todos aquellos que la han organizado.

El evento ha servido desde la primera edición para que una gran mayoría de alcañizanos hayan practicado deporte el último día del año y que también lo hayan hecho otros muchos llegados de distintas localidades del territorio o de provincias cercanas. El ambiente que se respira durante la celebración de la prueba es algo que hay que vivirlo y sentirlo. La plaza de España se convierte en un ir y venir de niños y niñas que casi no andan quienes junto a sus padres participan recorriendo los primeros metros. De atletas que desde la categoría prebenjamín hasta la cadete buscan esforzarse lo máximo para conseguir un puesto de honor o simplemente acabar el recorrido para recoger su bolsa de corredor. Pero lo mejor de todo es el buen humor y las sonrisas de grandes y pequeños participantes o no recordando que el fin de año ya se acerca.

En la edición de este año el Club Tragamillas que es el encargado de la organización ha querido echar la vista atrás, tal vez queriendo homenajear a los que la iniciaron, y por ello el recorrido para las categorías absolutas tanto masculina como femenina llevará a los participantes por la parte baja de la ciudad. Sin lugar a dudas todo un reto para aquellos que participen y que busquen como premio llevarse ‘el pavo’.