Soy pasajera habitual del trayecto Alcañiz-Zaragoza y Zaragoza-Alcañiz.

El motivo de este correo es una queja a las medidas no llevadas a cabo debido a la situación del covid, concretamente, del domingo 4 octubre a las 17.30, Alcañiz-Zaragoza y que en Quinto se ha llenado, dejando a pasajeros en Fuentes sin servicio.

Considero que las normas básicas de: mascarilla y distancia de seguridad se tendrían que respetar en todo el trayecto y por todos.

El conductor al arrancar, recuerda la obligatoriedad de la mascarilla en todo el trayecto e incluso en algunos viajes dicen se dejen libre los 4 primeros asientos.

Las normas no sólo las tienen que respetar los pasajeros, los conductores también. No vale llevar la mascarilla de adorno en el cuello o por debajo de la nariz y ponérsela cuando hacen parada para coger pasajero, al igual que al comprobar los billetes y el pasajero subir al autobús. Y claro está, que la mascarilla también se debe llevar a la hora de abrir y cerrar el portón y coger las maletas los pasajeros.

Creo que también sería conveniente la desinfección entre ruta y ruta, cuando el conductor revisa autobús antes de subir los siguientes pasajeros.

Y por último, si preveen que se va a llenar dicho autobús durante la ruta, que pongan otro, para extremar aún más las medidas.

No sólo lo dice una pasajera, sino, que a la vez es enfermera que vive la gravedad todos los días.

Victoria Clavero Ruiz